"La ciencia del Yoga no ofrece ninguna nueva religión, ofrece una metodología. A través de ella puedes entenderte mejor en todos tus niveles, incluyendo tu bienestar físico, tus acciones, tu proceso mental, emociones y deseos. Además comprenderás cómo te relacionas con el mundo. Esta ciencia crea un puente entre las condiciones internas y externas de la vida. El yoga es una forma de mejorarte a ti mismo, de entender tus estados internos". - Swami Rama

miércoles, 30 de octubre de 2013

ANTAR MOUNA : PRÁCTICA DEL SILENCIO INTERIOR - Swami Paramahansa Satyananda

 Swami Satyananda
Paz, felicidad, armonía. ¿Quién es capaz de experimentar estos estados? Mucha gente en estos días se encuentra luchando con su propia mente. Influenciados por sus propios condicionantes, y descontrolados por las presiones del día a día, viviendo en una sociedad actual estresante, se encuentran llenos de tensiones mentales, que se manifiestan como: ansiedad, nerviosismo, culpabilidad, pérdida de la auto-estima, soledad, miedos, obsesiones y fobias.

Algunos se vuelcan en las drogas y el alcohol como un medio de escape y consuelo temporal. Otros
se alistan a la costosa ayuda de psiquiatras y psicoterapeutas para intentar hacer frente a esto.

Todos buscan una manera de cambio, un pequeño alivio para los conflictos y desórdenes internos,
deseando sentirse a gusto consigo mismos, o al menos experimentar, si no paz, un poco de tranquilidad y satisfacción.

Aquellos que son los suficientemente afortunados, pueden sorprenderse al aprender una excelente práctica de meditación sistemática, conocida como antar mouna, que les ayudarán a liberarse de estas opresivas tensiones mentales y volverse sus propios psicoterapeutas en el proceso.

Antar significa interior, mouna significa silencio. Antar mouna es una técnica dealcanzar pratyahara (retiro de la mente de la percepción de los objetos), el quinto estado de raja yoga, y en su forma más completa puede conducir a dharana y dhyana. Antar mouna es también una parte fundamental de la práctica budista conocida como vipássana, usada de manera modificada.

PURGAR LA MENTE

Generalmente tendemos a admitir "buenos" pensamientos para que surja la percepción consciente.; aceptamos y disfrutamos de las cosas placenteras. Cuando surge un recuerdo desagradable, doloroso o "malo" tratamos de devolverlo rápidamente a los niveles subconscientes de la mente. Esto es una supresión y todos lo hacemos. A menudo estamos condicionados a hacerlo de pequeños. Pero la supresión no es definitivamente la respuesta. Cada simple pensamiento suprimido que permanece inexpresado causa un bloqueo en el libre fluir de la mente. Los pensamientos y experiencias permanecen sumergidos en el dominio subconsciente de la mente en forma de semilla, causando dolor, infelicidad y frustración en la vida. Estas impresiones sutiles se conocen como samskaras. Aún sin darnos cuenta construimos un vasto acumulo de pensamientos suprimidos, los que causan mucha tensión y perturbaciones en la mente y personalidad sin causa aparente.

Para encontrar felicidad duradera o paz mental, estas impresiones mentales tienen que ser arrancadas. Puede compararse con la jardinería. Quitamos las malas hierbas de la mente. Si sólo rompemos la superficie, aunque hay un alivio temporal, la cizaña volverá. De este modo, cuando cavamos profundamente y quitamos la raíz de la mala hierba, ésta pierde el sostén y puede ser arrancada completamente. Si dejamos encono en la mente, estas impresiones mentales negativas envenenan la psiquis y nos llevan a la irritabilidad, agresiones, angustia, depresiones inespecíficas, tendencia a la preocupación, ser miedos sin razón, y cansancio permanente. Esto afecta a todas nuestras interacciones en la vida y disminuye nuestra habilidad para ser eficientes, creativos y dinámicos en cualquier nivel de nuestras vidas.

Antar mouna nos capacita para agotar estos pensamientos no deseados; nos proporciona un medio para purgar la mente. Una vez que estas tensiones mentales empiezan a ser liberadas, podemos experimentar oleadas de energía e inspiración y la vida comienza a tomar una nueva dimensión. De la misma
manera que limpiamos nuestras habitaciones y nuestro cuerpo físico cada día, debemos también desarrollar el hábito de limpiar la mente cada día para prevenir la acumulación de más escoria y basura mental. De modo que es muy necesario repetir este proceso en una base consistente y regular.

La práctica de antar mouna se divide en seis etapas: para la mayoría de la gente, los tres primeros dan mucho para trabajar, y para conseguir pleno beneficio, debe dedicarse una considerable cantidad de tiempo practicando y perfeccionándolos antes de intentar pasar a niveles más avanzados, que sólo se
mencionarán brevemente aquí.

ETAPA 1: Conciencia de las percepciones sensoriales externas 

La etapa 1 de antar mouna se refiere a las percepciones sensoriales de los estímulos externos. La atención está conscientemente dirigida a detectar cualquier olor cercanoluego a enfocar el sentido del gusto, a observar las sensaciones del tacto, cuerpo contra el suelo, ropas o aire en contacto con la
piel, luego llevar la conciencia a todos los distintos sonidos asequibles alrededor sin analizarlos ni
nombrarlos, simplemente atestiguando la calidad de los sonidos. Sabemos que esta es una técnica
de pratyahara, de modo que la exteriorización de la conciencia puede parecer una paradoja en principio. ¿Por qué hacemos esto? Porque si intentamos interiorizar nuestra conciencia directamente, ¿qué ocurre? Instantáneamente la mente mono salta y se vuelve distraída por los sonidos externos, olores y el sentido del tacto etc. De esta forma, primeramente tiene que haber una total expansión de la conciencia a todos los estímulos sensoriales.

Tenemos que saber cuáles son y cómo nos afectan, o cómo reaccionamos a ellos. Tres factores están implicados (1) el objeto externo de percepción (olor, sabor, sonido, vista y tacto); (2) los órganos externos de percepción (los jnanendriyas: piel, nariz, orejas, ojos y lengua), y (3) el perceptor interno - la conciencia testigo - la cual sabe que estamos observando; "Sé que estoy escuchando los sonidos externos y sé que sé" es la forma que puede tomar esta conciencia.

Es como un producto de la etapa 1 que surge la conciencia de todas las percepciones sensoriales, permitiendo al sentido del oído que se convierta en un radar, por ejemplo, recogiendo tanto los sonidos más sutiles como los más groseros, capacitándonos a ser más conscientes de los sonidos en la vida diaria.
De modo que el propósito actual de esta etapa es reducir la influencia de las impresiones externas sobre nuestra percepción. Es una forma de familiarizarse a descartar. La percepción consciente e intencionada del mundo externo automáticamente lleva al desinterés. La mente se aburre teniendo que chequear todas las posibles distracciones y así cesa de estar preocupada o interesada por este entorno. Desarrollamos la capacidad de permanecer centrados, desapegados, completamente despreocupados y
desafectados de todo lo que ocurre a nuestro alrededor. Así, la etapa 1 induce al primer nivel de pratyahara, disociación de lossentidos del mundo exterior, lo que nos prepara para entrar para la segunda fase.

ETAPA 2: Conciencia del proceso de los pensamientos espontáneos 

En la etapa 2 de antar mouna abandonamos el mundo exterior para trabajar con la mente. Nos sentamos de un modo relajado y comenzamos a observar la pantalla mental en frente a nuestros ojos cerrados. La meta es visualizar y agotar los samskaras, los pensamientos negativos, las experiencias, fobias, viejas memorias, emociones y temores. por ejemplo los escombros inútiles, que afloran del subconsciente. La práctica regular de esta etapa limpia la mente de vieja escoria y previene la acumulación de más basura.

La etapa 2 tiene tres requisitos: El primero es permitir a la mente total libertad para pensar cualquier cosa, sin ninguna restricción. Dejando a los pensamientos burbujear espontáneamente a la superficie, siendo consciente de todas las emociones o sentimientos correspondientes, especialmente miedo, pánico, codicia, lujuria, culpa, odio, o ira. No deberá haber control, juicio o crítica de ningún pensamiento - ya sean respecto a trabajo, casa, sexo, amigos, enemigos, gustos, disgustos; triviales o sublimes, absolutamente bellos o violentamente asesinos. Algunos estarán conectados, otros serán casuales. Algunas veces será un torrente de pensamientos, y otras será un goteo. No importa, lo importante es el segundo requisito que es el mantenernos absolutamente con la atención vigilante al 
proceso de pensamientos espontáneos.
Apuntando constantemente a desarrollar nuestra capacidad de testigo, tal como si estuviésemos viendo una pantalla de TV o un video, como un observador no involucrado o un espectador viendo una serie de imágenes, pensamientos y acontecimientos con frialdad.

Durante la práctica de la etapa 2, comenzamos a observar las diferentes tendencias de la mente. Viendo cómo suprimimos. Cuando lo hacemos, podemos estar seguros que el pensamiento o la impresión volverá a surgir con más fuerza aún en otro momento (es como empujar un juguete de goma bajo el agua). Siendo testigos de cómo nos aferramos a otros pensamientos, descubriendo cuán fácilmente nos perdemos a nosotros mismos en nuestros propios procesos mentales, observando que tal vez tenemos algunos patrones de pensamientos repetitivos. La mente puede ser extremadamente tramposa. Le encanta una buena película dolorosa, por ejemplo, y puede tender a repetir un "video" particularmente
traumático, una y otra vez, sabiendo que obtendrá una buena reacción emocional una y otra vez. Observando el juego de la mente con la actitud de un testigo, estos pensamientos comienzan a perder su fuerza emocional y aún las experiencias más dolorosas pueden ser gradualmente erradicadas.

Después de algún tiempo en esta etapa, dejando que la mente se exprese libremente, que el torrente de burbujas comience a diluirse un poco. La mente comienza a aquietarse. Esto no debería confundirse con otro silencio, o dormirse que a veces ocurre a menudo, especialmente a los principiantes. La tendencia a dormirse cuando se practica antarmouna es la clásica forma de la mente de suprimir algo que no quiere confrontar.

Es como si la mente reconociera que algo distinto está ocurriendo, que estás tomando el control formulando la pregunta: "Qué estoy pensando ahora?" y repentinamente la mente se aquieta. ¡No hay más pensamientos! No cometas la tontería de creer que esto es la iluminación, es más bien otra forma de supresión sutil. Sólo espera pacientemente por un rato, imagínate que estás mirando a una calle vacía y enseguida la charla continuará!

El tercer requisito es coraje, apertura y honestidad, porque las partes ocultas y profundas de nuestra personalidad serán reveladas en nuestro antar mouna.
Esto será alguna bella y encantadora parte de nosotros mismos que estaba adormecida o tal vez algún horrible lado oscuro que tiene igualmente que estar oculto. Aprendemos a entender la naturaleza de nuestra mente y sus múltiples actividades, a reconciliarnos y ser conscientes y observar nuestras reacciones emocionales a los diferentes pensamientos.

Este proceso nos capacita a aceptarnos totalmente a nosotros mismos, no como nos gustaría ser, sino como realmente somos.

ETAPA 3: Creación y eliminación de pensamientos

En la etapa 3 de antar mouna creamos y desechamos pensamientos a volición. Es lo opuesto a la etapa 2. Aquí no se permiten los pensamientos espontáneos. Más bien un tema particular o un pensamiento se elige a propósito, luego se reflexiona en alguna tiempo, generando tantos pensamientos conectados como sea posible, relacionados sólo con ése tema. Observando la cuestión desde todos los ángulos, meditando en ella, si otra persona está involucrada, considerando cosas desde su punto de vista y así. Después de algunos minutos, este tema o pensamiento se arroja rápidamente de la mente, como un director de cine que da la orden de "corten" cuando se finaliza una escena, y se elige otro tema. Esto puede repetirse varias veces, eligiendo una cuestión diferente cada vez. Al practicante se le pedirá elegir temas y cuestiones difíciles, confrontados o negativos, más que temas intrascendentes que tenderían a ser una pérdida de tiempo.

En la etapa 3 es realmente posible trabajar un nivel psicoterapéutico. Aunque la etapa 2 ayuda a remover tensiones mentales, permitiendo irrumpir sin inhibiciones, muchos de éstos pensamientos subconscientes están profundamente enclavados en regiones normalmente inaccesibles de la mente, fijados firmemente y arraigados a través de la supresión habitual, y de esta manera no necesariamente surgirán de manera espontánea.

En la etapa 3 los pensamientos planteados provocarán una serie de pensamientos asociados. Estos pensamientos creados conscientemente atraen e incitan memorias y pensamientos más profundos. La analogía es la de pescar. La mente muerde el cebo con un pensamiento. El cebo se pone en el agua
(la mente subconsciente) y atrae a otros peces (las impresiones y pensamientos sub e inconscientes profundamente enclavados) los cuales son cogidos, atraídos y luego abandonados. Esto libera nudos y bloqueos psico-neuronales. Como estas memorias y pensamientos se confrontan, pierden su peso y fuerza emocional, lo que nos lleva a un mejor entendimiento de nosotros mismos, claridad y poderosa salud interior.

 Paramahansa Satyananda


ETAPAS 4, 5 y 6

Estas etapas están en un nivel mucho más avanzados y sería una pérdida de tiempo intentar abordarlas si las tres primeras no han sido practicadas exhaustivamente primero. La etapa 4, conciencia y desecho de pensamientos espontáneos es un refinamiento de las etapas anteriores. Para entonces mucha negatividad y muchos pensamientos perturbadores deberán ser aclarados. La mente está más calmada en esta etapa. Los pensamientos serán de otra cualidad, surgiendo de un espacio más sutil y profundo. 

Una nueva dimensión de uno mismo puede indicarse o revelarse aquí, el nivel psíquico. Uno no debería aferrarse a lo que surge. Se requiere desapego para no volverse distraído. Cuando uno se introduce en un territorio desconocido, el testigo debe ser fuerte. Gradualmente la mente se vuelve más refinada y lúcida.

En la etapa 5 la intención es crear un estado de ausencia de pensamientos. No pensamientos, la mente tiene que volverse en blanco manteniendo el estado de alerta y de conciencia. Es como un vacío mental, pero no es dormir. Es shoonya. Esta etapa conduce a antar mouna actual y, aunque espontáneamente, debería surgir como resultado de haber practicado y perfeccionado las etapas previas. A veces tiene lugar una supresión aquí, pero los pensamientos se han tornado más bien insignificantes. Cuando la etapa 5 es fácil, entonces se indica pasar a la etapa 6, de otra manera la mente puede caer en laya, inconsciencias o sueño.

La etapa 6 es conciencia del símbolo psíquico. Aquí se requiere la conciencia permanente del símbolo psíquico para no ser arrastrado por otro escenario psíquico. En esta etapa uno puede deslizarse hacia el estado de dharana y aún a dhyana.

BENEFICIOS DE ANTAR MOUNA

Antar mouna es una herramienta psíquica muy poderosa con la que aprendemos a entender y a familiarizarnos con la mente, sus tendencias y reacciones surgen debido a los pensamientos. Nos capacita para entrenar la mente, a que se focalice solo en un punto, algo que nos cuesta mucho a la mayoría de nosotros. Y lo más importante, podemos aprender a desarrollar y fortalecer el drashta o testigo, el observador de todo lo que ocurre. Esto permite surgir tensiones profundamente arraigadas,
memorias dolorosas largamente olvidadas, miedos, odios y fobias, de una forma relativamente controlada y ser erradicadas. La práctica provee una base para aclarar todos los desechos y desperdicios - es una manera mental de shankhaprakshalana.

Antar mouna está especialmente diseñada para erradicar el ruido mental e inducir a un estado de paz, tranquilidad, concentración y calma mental.

También podemos considerar a antar mouna como una herramienta para pasar de la oscuridad de un
estado de conciencia retraído a la luz de una conciencia expandida. De esta manera podemos transformar nuestra negatividad. Desde ese estado de ignorancia o negatividad podemos eventualmente arribar a un punto meditativo, una postura neutral de no acción, no compromiso, sólo ser. Esto conduce automáticamente a la quietud y la calma mental, en contraste con nuestro estado mental oscilante o vikshipta.

PRÁCTICA EN LA VIDA DIARIA

Antar mouna no debe considerarse como una práctica pasiva estando sentado. Las etapas 1 y 2 son prácticas activas que uno puede intentar incorporar en cada situación de la vida diaria. Antar mouna es una de las herramientas más útiles para aprender acerca de ti mismo, tus lados más ocultos, tu mente y ver cómo reaccionamos en las situaciones cotidianas, de una forma clara y honesta. Practica la etapa 1 la próxima vez que entres a una bulliciosa y ruidosa estación de tren, mientras comes tu comida, mientras te vistes. Practica la etapa 2 diariamente, a menudo, en cualquier situación reflexionando repetidamente en la pregunta ¿qué estoy pensando ahora? ¿Qué está ocurriendo en mi esfera mental o emocional?

Siendo consciente de lo que está ocurriendo, sin identificarte con ello. Recuérdate a ti mismo, "Nosoy estos pensamientos, no soy estas emociones, soy el observador". De esta forma, el proceso de testigo comienza a ser un hecho automático que te muestra quién eres, qué estás haciendo aquí, hacia dónde vas, cómo realizar tu potencial y desarrollar verdadera paz mental.

Fuente: revista "Vishuddhi"

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...